ojos bien abiertos


Soy Oscar, preso en Wilde.
Tengo una flor en el ojal: un girasol.
Me pinto la boca con un trueno.
Ayer me dijeron que voy a morir de todo lo que me mata.


A veces, cuando se apagan las luces de la cárcel,
me quedo con los ojos abiertos y vienen a pedirme que los cierre,
que el mundo no puede dormir cuando tengo los ojos abiertos.

Balada de la carcel de Wilde
Alberto Muñoz
Photo: G. M.

3 comentarios:

MaleNa - La Porteña dijo...

Duelen está imágen y texto de Muñoz.
Touché.
Una sinfonía de recursos, para volar el alma.

Abrazo con los ojos bien abiertos. :)

Elle dijo...

Ay, Porteña...

il dijo...

eh?