errante






Animula vagula, blandula
hospes comesque corporis,
quae nunc abibis in loca
pallidula, rigida, nudula,
nec, ut soles, dabis iocos.




Publius Aelius Hadrianus (76-138)



Mínima Alma mía, tierna y flotante,
huésped y compañera de mi cuerpo,
descenderás a esos parajes pálidos, rígidos y desnudos,

donde habrás de renunciar a los juegos de antaño.

Traducción: Julio Cortázar

Imagen: Mapplethorpe/ G. M./Photoshop



2 comentarios:

incal dijo...

este blog es una experiencia sensorial bastante inusual de encontrar en internet.

Muy bueno. Saludos desde Montevideo.
Luis.

Gabriel dijo...

Así voy por el mundo, como un alma errante, viendo, mirando.
Muchas gracias, Incal.